La presión china a las criptomonedas y en Bitcoin en particular

Bandera China

La presión que China ha metido a las criptomonedas y en especial al bitcoin han generado jornadas de incertidumbre para las monedas digitales.  La capitalización de la moneda bajó en un 5%  y al parecer podría seguir cayendo producto por las medidas que el gobierno chino imprime a los mineros.

Las criptodivisas están quizás a un paso de llegar a alcanzar un punto de inflexión que influiría  en su futuro. Las criptomonedas están avanzando en el interés de los inversionistas y por supuesto, en las preferencias de inversión de las personas comunes.

Sin embargo,  las medidas aplicadas en China están generando demasiada incertidumbre lo que crea temores ante la posibilidad de una baja estrepitosa del bitcoin así como las otras monedas digitales.   

Desde mayo, el mercado de las criptomonedas ha estado bajo un sinnúmero de noticias negativas que provienen de importantes instituciones. Bancos centrales, entidades financieras y gobiernos han empleado la excusa del problema ambiental y la generación de gases a la atmósfera para criticar a las monedas virtuales.

Otra de las razones por las que atacan a las criptomonedas es que sostienen que en las inversiones con estas monedas se cuela el lavado de capitales provenientes de delitos. Por supuesto, seguirle el rastro a estos capitales es prácticamente imposible.

Entonces la decisión de China de suspender en su territorio el minado de bitcoin se confabula en contra de la moneda virtual. Como tienen un tiempo perentorio para salir del país asiático, los mineros abandonarán por unos días el minado lo que repercute en el precio de la moneda.

El último acontecimiento y que produjo el descalabro del bitcoin fue la suspensión en varias regiones de China de las operaciones de minado de criptomonedas. El gobierno chino pretende ejercer el control férreo sobre todas las operaciones económicas que se realicen en su territorio. Pero además,  tiene que evitar que se siga consumiendo electricidad en las cantidades como se estaba haciendo.   

Además del acoso de China, se agrega el controvertido aspecto técnico del bitcoin. En estos momentos la cotización está siendo víctima del llamado cruce de la muerte (death cross). Esta se constituye como una figura ‘chartista’ en la que se establecen cálculos usando las medias móviles es decir, promediando el precio medio de un activo en varias etapas de tiempo. 

En estos momentos la cotización media del bitcoin de los últimos 50 días ha rebasado a la baja la cotización media de las últimas 200 jornadas. Esta situación  es conocida por los especialistas como el cruce de la muerte y presupone que se ejercerá más presión a la baja para el bitcoin.  

Según la opinión del analista  Javier Molina, portavoz el bitcoin continuará moviéndose en la franja de los 30.000-42.000 dólares. Es decir, por lo menos a corto plazo seguirá en esta delimitación. Otros factores que inciden son: el sentimiento que causa el temor a perder el capital y la especulación que pueda generarse por la manipulación del mercado.  Como en estos momentos no están presentes, no es probable que se dé una situación de baja abrupta.

Sin embargo, también asume el especialista que si el bitcoin baja más de los 30.000 dólares pueden entrar en pánico los  inversionistas y provocar con las ventas apresuradas el hundimiento de la moneda.

La historia con China

Aunque ya desde el año 2019 el país asiático  había prohibido las negociaciones con las criptomonedas, aún seguían operando las granjas donde se minaban el bitcoin. Se cree que en  China se procesaba el 75% de todas las transacciones que se realizaban en el mundo. Pero esto cambió.   La decisión del gobierno de sacar a los mineros, creó una estabilidad en el bitcoin que aún no ha podido superar.  

Ya  la Provincia Central de Sichuan, donde se produce  hidroelectricidad,  emitió recientemente una orden para detener las operaciones de minado. Con anterioridad la habían emitido Qinghai (centro-oeste), Mongolia Interior (norte), Yunnan (sur) o Xinjiang (noroeste).

Para los mineros, estas zonas resultaban bastante atractivas porque los costos de la electricidad son bastante bajos. Durante este proceso de suspensión del minado se espera que el  hashrate o potencia de computación mundial dedicada al minado tenga una fuerte caída. 

El acoso es fuerte. Las autoridades de Sichuan han revisado la situación de unas veintiséis empresas que se dedican al minado de bitcoin y luego de una investigación, ordenaron el cierre definitivo bajo la posibilidad de sanciones. Además, exigieron a los proveedores de la energía eléctrica  que de seguir usando estos clientes inmensas cantidades de electricidad,  sean desconectados de la red de suministro.  

Se sabe que el seguimiento de las operaciones realizadas con las criptomonedas está vedado a la vigilancia de los gobiernos.  Las monedas digitales son independientes pues no tienen lazos con ninguna institución financiera ni con gobiernos. Por lo tanto, ni el de China ni el de otro país pueden ejercer control sobre las operaciones con criptomonedas.

Entonces el desafío de Pekín es enorme porque no tiene forma ni manera de realizar el seguimiento a las  monedas virtuales. Su banco central se encuentra imposibilitado para realizar acciones de control y seguimiento.

Según el gobierno chino las acciones buscan prevenir y controlar los riesgos financieros. Así, se tomó la decisión de prohibir los intercambios de criptomonedas en el país.  Además aduce en su decisión, que con estas medidas se evita el aumento de inversiones ilegales e ilícitas que tengan como fin el denominado blanqueo de capitales. Los fondos provenientes de delitos no pueden tener la facilidad de transitar por el mercado de inversiones  chinaEn el proceso de minado, se utilizan superordenadores que resuelven complejos cálculos. Con la realización de estas operaciones  se generan nuevas unidades de la criptomoneda  y se validan las transacciones con sus tokens. Todo esto  consume enormes cantidades de electricidad. Casi toda la energía eléctrica que consumen proviene de la quema de combustibles fósiles que produce contaminación en el aire.   Esta es una de las razones de más peso que se usa para atacar a las criptomonedas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba